Travesías didácticas Abril 2019 - Page 13

cuidado de huertas, espacios y tiempos destinados a la construcción y fabricación de juegos. Todos los espacios del jardín se ponían a disposición para llevar adelante las propuestas siempre coordinadas por dos docentes y fomentándose la presencia del maestro varón en la dupla. Dinamarca, Finlandia, Suecia y Noruega, países nórdicos de insospechado retraso educativo, aportan sus particularidades al trabajo en la multiedad. Las escuelas infantiles se caracterizan por organizar la tarea teniendo en cuenta el uso destacado de los espacios abiertos aun en los períodos invernales. Las escuelas “Espira Sletten” (similares a nuestros jardines maternales y escuelas infantiles de 0 a 6) cuentan con espacios abiertos múltiples donde se despliegan laberintos, espacios de barbacoa (para cocinar entre todos), anfiteatros, escenarios de diferentes alturas, zona boscosa con árboles rodeados de aparatos que permiten su escalamiento y troncos con los que se construyen otras estructuras de juego. Las “Bernehage Gamiestova” constituyen un tipo de escuelas infantiles que se caracterizan por contar con 4 espacios diferenciados. Mas similares a una casa que a una escuela construida a tal efecto, las Bernehage tienen en común un gran espacio de entrada o guardarropa, ( donde cada pequeño se cambia su vestuario según si la actividad se desarrolla dentro o fuera del edificio); un salón de juego diferenciado en espacios para distintas actividades; la cocina en la cual los pequeños colaboran con las preparaciones que consumen y el sector exterior en el cual se realizan actividades aún los días de frio, nieve y lluvia. La existencia de estos espacios múltiples y diferenciados permite armar escenarios diversos que se van adaptando a las necesidades de las propuestas de cada momento. También permiten dividir el gran grupo en subgrupos según se requiera. Aún sin ser mayoría, es importante el número de docentes varones que trabajan en este tipo de escuelas coordinando las 11