Revista Lanxess Ano 3 Nº 7 ESP - Page 8

por millón de BTU en Brasil, contra US US$ 3,5 en Estados Unidos”, destaca Fátima Ferreira, de Abiquim. La creación de una política para el gas como materia prima ha sido uno de los pleitos de Abiquim ante el gobierno en los últimos años. “La disponibilidad de un gas de calidad, a un precio equilibrado en relación al mercado internacional, sería un factor de ganancia de competitividad importante para la industria química. La industria espera por ello desde 2009”, alerta la directora de Abiquim. El mismo raciocinio vale para la energía eléctrica, cuya variación en disponibilidad y precio ha perjudicado a la industria. En los últimos dos años, Abiquim aumentó su interlocución con órganos del gobierno, por medio de la actuación del Frente Parlamentario de la Química. “Es una articulación interesante en la que hemos intentado demostrar al Legislativo la importancia de la industria química para la generación de empleos de alta calidad y para el desarrollo del país”, observa Fátima Ferreira. “Hemos invertido en automatización y seguridad de procesos para generar una reducción de costos operativos” Planificación e inversiones permitieron que LANXESS atravesara la crisis sin dejar de crecer Con el fin de mantenerse estable y, sobre todo, prepararse para salir más fuerte de estas inclemencias políticas y económicas, LANXESS promovió mejoras de gestión y procesos y ganó fuerza financiera con la creación de una joint venture y dos importantes adquisiciones. En 2014, la empresa inició, a nivel global, el programa “Let’s LANXESS Again”, que abordó la cuestión de la competitividad de la empresa en tres fases: estructura de negocios y administración, operaciones y cartera de negocios. “En la primera fase, miramos a todas nuestras BUs (business units) y GFs (group functions), con el objetivo de detectar sinergias y ver dónde podríamos hacer consolidaciones. En consecuencia, trajo un efecto muy positivo en Brasil, pues ya estábamos preparados para la crisis en 2015”, cuenta Hans-Jürgen Claassen, CFO de LANXESS Brasil. En la segunda etapa, la empresa miró hacia las grandes áreas comerciales (y supply chain), manufactura, estrategia y compras, con el mismo objetivo de ganar eficiencia. “Hemos invertido en automatización y 8 seguridad de procesos para generar una reducción de costos operativos”, explica el ejecutivo. La tercera fase del “Let’s LANXESS Again” contempló el análisis del portafolio de LANXESS y generó los cambios más significativos de los últimos años. “Creamos una joint venture con Saudi Aramco, que generó la empresa ARLANXEO, con la migración del sector de caucho sintético”, relata Claassen. Con dinero en caja, la empresa hizo dos grandes adquisiciones: la línea Clean & Disinfect, de la empresa norteamericana Chemours; y la empresa norteamericana Chemtura, uno de los principales proveedores de aditivos retardantes de llamas y lubricantes. “Chemtura, la mayor adquisición de LANXESS en 12 años, ha ampliado significativamente nuestra cartera de especialidades, pues, además de los aditivos y lubricantes, pasamos a comercializar también uretanos y organometálicos. Chemours complementó nuestra línea de negocios de limpieza y desinfección, y amplió nuestra actuación en el sector de químicos de uso industrial para el mercado veterinario. Ahora, tenemos desde la síntesis del ingrediente activo hasta el registro de uso final del producto a través del Virkon S ® (pecuario). Ambas adquisiciones fortalecen la posición de LANXESS como uno de los principales jugadores en los mercados de especialidades químicas premium”, observa el ejecutivo.