Revista Foro Ecuménico Social Número 8. 2011 - Page 9

Reconciliación y religión Aaron Tyler Pacificación profunda: Religión y reconciliación Director del Departamento de Relaciones Internacionales de la St. Mary’s University, San Antonio, Texas (EEUU). PhD en Religion, Politics, and Society en la Universidad Baylor Me referiré al concepto de pacifica- ción profunda y el rol actual y potencial de las organizaciones religiosas en este campo en las últimas dos décadas del siglo 20, los conflictos. Hubo una disminución de los conflictos entre Estados, pero hubo un aumento considerable de los conflictos dentro los Estados, guerras civiles o guerras entre grupos dentro de un mismo país. Una gran parte de estos conflictos fueron entre grupos con una profunda diferencia de identidad, grupos identificados por su religión, su idioma, su tribu o una combinación de todas ellas. Las identidades son complejas. El aumento de los conflictos dentro de los Estados fue aumentando también en el siglo 21. Hubo una disminución del número absoluto de conflictos en los últimos cinco años, de acuerdo al Instituto Internacional de Estudios para la Paz de Estocolmo. Según los datos que ellos han proporcionado, en 2008 había 16 conflictos en curso en todo el mundo y todos eran intra Estado. Cuando hay un conflicto entre comunidades lo primero que se intenta es un cese del fuego o algún tipo de acuerdo de paz. Mi investigación se enfoca en qué pasa después. Ambos lados dejan de luchar pero ¿han parado de odiarse? ¿hay resentimiento? ¿hay deseos de venganza? Puedes quitarles las armas, hacer una línea en la arena o una pared y decir logramos la paz , pero ¿realmente es así? Lo que me interesa es lo que se llama pacificación profunda y se basa en el concepto de que la verdadera paz es mucho más que la ausencia de guerra, que si queremos este tipo de paz, una paz duradera, ambos lados van a tener que lidiar con las causas profundas del conflicto. Tendrán que afrontar la posibilidad de la reconciliación e incluso el perdón. La pacificación profunda, hoy en día, considerando los conflictos dentro de los Estados, debe ser una parte fundamental de los logros de paz entre los grupos en conflicto, y esta es un área en la cual las organizaciones religiosas están haciendo una contribución significativa. Esta resolución de conflictos que llamamos reconciliación o pacificación profunda, es normativo, empujado por los valores y un proceso de largo plazo, mucho después de que los diplomáticos han arreglado un cese del fuego. La pacificación profunda continúa por años Si queremos una paz duradera, ambos lados van a tener que lidiar con las causas profundas del conflicto, afrontar la posibilidad de la reconciliación e incluso el perdón. FORO •27