Revista Foro Ecuménico Social Número 8. 2011 - Page 115

Responsabilidad Social y Ciudadana José Manuel Martínez Martínez RSE, exigible para todos Presidente del Grupo Mapfre Para nosotros es una tremenda sa- Estamos un paso más adelante, que es la acción social, que es un factor voluntario. La Responsabilidad Social hay que exigírsela a todos, por el hecho de ser empresa. tisfacción recibir el Premio Latinoamericano a la Responsabilidad de Empresas, que francamente nos lo merecemos. La responsabilidad social de la empresa ha estado desde los orígenes en Mapfre, y posteriormente se ha ido evolucionando. Siempre hemos entendido que es una empresa que a nosotros nos gustaba definir como privada con un amplio sentimiento de servicio público. Nunca la hubiéramos concebido sin un alto sentido de relacionamiento con sus empleados, con sus clientes, con las empresas, y los ahora llamados stakeholders. A partir del nacimiento de la Responsabilidad Social, esto se puede cuantificar, medir, hacer público. Muchos me preguntan sobre el éxito de Mapfre, impresionante, y yo digo que con las aseguradoras no es el caso como cuando a un señor se le ocurre la genialidad de la tecnología o de la nanobiologia. Esto es un trajín donde realmente lo que cuentan son los principios. Entonces el éxito de Mapfre ha sido que siempre hayamos tenido arraigados esos principios que se han definido como responsabilidad social. Leí en un diario que para cotizar en Bolsa deberia ser exigible tener un índice de Responsabilidad Social y Sostenibilidad. Estoy totalmente de acuerdo. No es digno de llamarse empresa una que no tenga eso bien definido y bien desarrollado. Pero nosotros estamos un paso más adelante, que es la acción social, que es un factor voluntario. Es decir, la Responsabilidad Social hay que exigírsela a todo el mundo, por el hecho de ser empresa, y qué menos que tener ese comportamiento ejemplar con todo el mundo. Pero para la acción social que nosotros hacemos, de manera importante, hay que reconocer que ha favorecido una peculiaridad y es que nuestro principal accionista es la Fundación Mapfre. Entonces claramente eso es algo que a todos los que estamos en la empresa nos inspira, ya que dentro de las actividades de la fundación está la educación, la investigación, etc. Hay un capítulo, cada vez más importante, que es totalmente voluntario, que es la acción social, de la cual hoy estoy sensibilizado, puesto que acaba de regresar la Infanta Elena, que viene de Chile y la Argentina, que es la directora de Acción Social de la Fundación Mapfre, y que me ha mandado unas fotos que realmente son para llorar, como un niño de dos meses con cáncer. Diría que la acción social es lo más bonito que hace Mapfre en la parte voluntaria, a la que dedicamos unos 45 millones de euros. • Palabras en la entrega a Mapfre del Premio Latinoamericano a la Responsabilidad de Empresas, en Mahadahonda, Madrid, en noviembre de 2010. 134• FORO