Revista Foro Ecuménico Social Número 6. 2009 - Page 125

Glaciar Pesquera Programa “Mejoramiento del Hábitat y Promoción Humana” Identifican las patologías más críticas en las viviendas y trabajan en forma direc- ta con cada familia y con vecinos para el mejoramiento y construcción, y para lograr en forma participativa la gestión del agua. En Mar del Plata y Necochea se estableció un mapa de riesgo habitacional y construyeron en forma participativa tanques comunitarios, que se llenan regularmente con agua potable. Se amplió la red de agua para más de 17 familias, atendieron 41 hogares en riesgo crítico extremo, y trabajaron con 21 familias en tareas de construcción y mejoramiento. La empresa financió el programa con apoyo de sus proveedores. Concretaron un sistema de información geográfico, recolectando datos con un método de encuestas y entrevistas hogar por hogar. A partir de los resultados ejecutaron diversas acciones. La gestión del agua fue el primer paso del programa. Realizaron un acuerdo para trabajar en equipo en la obra, para la distribución y asignación de tareas para cada uno de los actores intervinientes. Obras Sanitarias facilitó materiales sanitarios y la perforación, a Desarrollo Social le correspondió la estructura de soporte de los tanques, y a los vecinos el zanjeo y tendido de la red, y la construcción de la estructura portante de los tanques de reserva de agua, mientras que a la universidad le tocó la capacitación y el control técnico. Así se logró extender la red de agua y se instalaron 6 tanques comunitarios. También construyeron viviendas experimentales para familias en riesgo con los recursos materiales donados por distintas instituciones, empresas privadas, comercios y particulares. Se trataba de un soporte básico, a modo de un primer anclaje, para luego lograr el crecimiento progresivo de cada hogar. Implementaron un plan para proveer a las familias de salamandras. Las construyen a partir de algunos elementos básicos y con un acuerdo de trueque con el vecino que las produce. Otra tarea fueron instalaciones eléctricas, y la capacitación para alumnos del polimodal. Los estudiantes junto con un equipo de profesionales efectuaron conexiones de electricidad en hogares y en un comedor comunitario. Por otro lado con docentes a cargo constituyeron espacios denominados hogares escuelas. Actualmente, hay tres hogares escuela funcionando con éxito y dos en proceso. Capacitaron además en hogares para elaborar ladrillos con materiales alternativos (agregados de plástico). Uno de ellos produce entre 50 y 60 ladrillos por día, en principio en forma artesanal, y lo apoyaron con una beca del Centro de Estudios y Acción Social. En una sede del programa más de dos centenares de personas fueron beneficiadas, de las cuales casi la mitad son niños que vivían en estado de emergencia. En la otra sede trabajan con seis hogares en forma simultánea• Identifican las patologías más críticas en las viviendas y trabajan en forma directa con cada familia y con vecinos para el mejoramiento y construcción. FORO •143