REVISTA DIRECCIÓN DE PROYECTOS EDICIÓN ESPECIAL: PANAMÁ - Page 49

49

¿Cuáles son las características de una mujer exitosa?

Hay un sinfín de competencias que pueden encontrar en infinidad de documentos en la internet, pero las que uso como norte son las siguientes:

1. Humildad, generosidad, agradecimiento – nuestro trabajo es de gestionar nuestro entorno, que te falte una de esas tres te conviertes automáticamente en discapacitado. Hay que recordar que somos seres humanos rodeados de seres humanos y que sin ellos en nuestro equipo, no logramos absolutamente nada. Manejarnos con humildad al tratar de guiar, entender nuestro alrededor con empatía, dar sin tener que recibir y siempre estar agradecidos son clave fundamental del éxito integral de una persona.

2. Le dan significado a su trabajo y lo hacen con pasión – no hay nada más placentero que levantarse todos los días sin arrepentimientos de donde trabajamos y porqué trabajamos donde estamos.

3. Persistencia – no siempre los objetivos se cumplen en el primer intento o específicamente como lo queríamos, la persistencia te permite que no abandones tus metas por más difíciles que sean. Recuerden también que esta virtud debe estar acompañada del realismo.

4. Toman riesgos – hay que tener claras nuestras habilidades y debilidades y sobre ellas manejarnos en ambientes de riesgo y toma de decisiones. Según investigaciones realizadas, este es uno de los aspectos más importantes, calculemos el riesgo y gestionemos las acciones necesarias para que no se conviertan en un obstáculo para alcanzar el éxito.

5. Tienen una red de apoyo – hay que rodearse primordialmente de personas con energía positiva, limiten sus iteraciones con aquellos que se limitan, que no colorean fuera de la línea, todo lo ven negro o gris o simplemente piensan que si ya está hecho para qué tocarlo. A este último grupo hay que escucharlo porque normalmente son los que te ayudan a entender qué debes contemplar en tu plan de contingencia, pero que no sean los únicos con los que compartas tu opinión o tus metas.

6. Se cuidan a sí mismas - mantienen un equilibrio entre la vida profesional y personal. Definitivamente hay que trabajar muy duro para alcanzar el éxito, pero cuando lo alcancemos queremos estar en las mejores condiciones para poderlo compartir y disfrutar. Es importante el equilibrio que le des a tu vida.

¿En qué radica el esfuerzo adicional que tiene que dar la mujer para poder cumplir con todos sus compromisos sin descuidar ninguno?

Esto depende de cada mujer y su entorno más los compromisos con los cuales planifica su vida. Siento que si aplicamos los preceptos que aprendimos para manejar la gerencia de proyectos en nuestra vida cotidiana, no deberíamos tener esfuerzos adicionales. Debemos manejar nuestro tiempo, nuestros objetivos en todas las aristas de nuestra vida como si fuera un proyecto, la vida es un largo proyecto, con altos y bajos, riesgos, con el tío Murphy que nadie invita pero que siempre se presenta, nuestra familia y amigos son nuestro equipo de trabajo el cual hay que atesorar y que son los que a la larga hacen que tu proyecto de vida (personal y profesional) sea un gran éxito.

¿Cuáles son los riesgos que enfrenta una mujer exitosa?

Si no logras obtener el balance entre lo personal y lo profesional te puede costar uno u otro. He visto algunos casos que lo que les cuesta es su propia salud, eso me pasó a mí misma en mis inicios de mi carrera profesional. Para mí, el éxito viene en la compenetración de mi vida profesional y personal y cómo entre ambos se llegan a realizar mis metas. Hace poco escuché en el congreso de ANREH en nuestro país un conferencista hablaba que para lograr un buen balance en tu ámbito laboral debemos procurar el 70% 20% / 10%; 70% de tu tiempo de trabajo debes dedicarlo a actividades específicas de tu trabajo, 20% a actividades relacionadas a tu trabajo y 10% a actividades que no tienen relación absoluta a tu trabajo pero que a la finales aporta la energía que necesitas para continuar y seguir siendo productivo. La mujer exitosa debe estar siempre en búsqueda de colocar ese detalle adicional en la balanza que le permita que se mantenga la mayor cantidad de tiempo en el centro y alternar los extremos en los tiempos más cortos.

- Romper con los paradigmas de nuestra cultura que interfieren en ocasiones con tu aspiración o cumplimiento de metas como por ejemplo, la mujer es la única que puede cuidar del hogar, o que la mujer es la única que puede hacer multitareas, que la mujer es de casa o que el hombre es el que debe proveer entre otros. Que estos no sean tus piedras en el camino porque a veces aunque se siente que no es así, se pueden hacer varias cosas a la vez, ser mujer, esposa, madre, profesional y ser exitoso.

- Creer que el fracaso es sinónimo del fin. El fracaso va de la mano del éxito, cuando caemos o fracasamos aprendemos a hacer las cosas mejor, el camino fácil no siempre es el camino al éxito.

- La exigencia de perfección. Esta probablemente viene del mismo carácter o personalidad. Si entendemos que la perfección NO EXISTE no solo en ti sino en los que te rodean, se quita rápidamente el peso de expectativas que no se cumplen y se manejan mejores las contingencias y por ende la obtención de resultados.

¿Cuál es tu mejor estímulo para seguir creciendo?

El poder aprender cosas nuevas. Lo que más me mueve es el aprendizaje continuo y eso lo podemos obtener desde que salimos de nuestras casas hasta que nos fuimos a dormir, lo encuentras con cada persona que encuentras en tu camino porque cada uno tiene algo que enseñarte o tu que mostrar.

¿Piensas que la certificación PMP le ha ayudado en su crecimiento profesional?

Todavía tenemos muchos retos en Panamá para lograr que la certificación como PMP sea valorada correctamente dentro del currículo profesional. Sin embargo, sí siento que la certificación de PMP me ha ayudado a crecer no solo profesionalmente sino también personalmente. En lo profesional porque te prepara con las herramientas y conocimientos que te permiten gestionar la calidad y ejecución de los proyectos desde todos los ángulos, elevando el porcentaje de éxito. En lo personal, crecen infinitamente las oportunidades donde se puede aplicar los preceptos del PMI, desde el manejo cotidiano de la casa hasta el manejo de una fiesta de graduación, el evento de caridad de tu parroquia preferida o en la organización donde haces voluntariado.

Una reflexión para nuestros lectores:

Una de las personas que más he admirado en la vida es a Nelson Mandela, entre muchas de sus frases célebres la que siempre tengo presente es que “La educación es el arma más poderosa que puedes usar para cambiar el mundo, es el gran motor del desarrollo personal” que a su vez genera cambios en tu vida profesional. Aprovechemos todas las oportunidades que nos ofrece PMI para seguir creciendo en conocimiento y esparzámosla a través de nuestros familiares y amigos, y cambiemos juntos la forma de gestionar cada proyecto que puedas encontrar en tu vida. Cuando te unes a PMI grandes cosas pasan