Revista CFIA 269 REVISTA269 - Page 30

ARTÍCULO ARTICULO TÉCNICO TÉCNICO Autor: Ing. Rolando Leiva ULATE (CEPI-NFPA) Encargado del Área de Control Preventivo de la Unidad de Ingeniería del Cuerpo de Bomberos. Cuando se plantea ampliar un edificio existente, o se pretenden construir nuevos edificios en cercanos a otras edificaciones, surge la inquietud de si se deben incluir como parte de la misma zona de riesgo, o si por el contrario se pueden considerar como edificios y ocupaciones separadas. Considerar distintos edificios como áreas de incendio separadas puede traer grandes beneficios a un proyecto de construcción, al poder implementar requisitos distintos en cada uno, contabilizar menores áreas de incendio y minimizar el riesgo de que un eventual incendio se propague entre las distintas estructuras. Aunque de manera general se considera que separar dos edificios con distancia de 10 metros es adecuado, estos 10 metros pueden ser excesivos para dos pequeños edificios de oficinas en concreto, o pueden ser insuficientes para dos naves industriales que procesan líquidos combustibles o almacenan productos plásticos. Por ello es fundamental que el diseñador maneje los conceptos de “carga de fuego” y “calor de combustión”, para así poder elegir una separación de edificios apropiada en seguridad y eficiente en cuanto a costo. 30 30 CÁLCULO DE LA CARGA DE FUEGO PARA UNA ADECUADA SEPARACIÓN DE EDIFICIOS Carga de fuego Donde: Según el manual de ingeniería de protección contra incendios (SFPE Handbook of Fire Protection Engineering); la carga de fuego está definida como la cantidad de energía liberada cuando se da la combustión completa de un material en