Magazine MYE MAYO 2017 - Page 20

20

CONOCE EL PORTEO ERGONÓMICO

Portear a un bebé significa llevarlo o transportarlo con nosotros de un lugar a otro independientemente del medio utilizado. Podemos portear a nuestro bebé simplemente llevándolo en brazos, o utilizar una herramienta que nos ayude a portearlo como son los portabebés.

Portear a tu bebé os aporta múltiples ventajas a ambos, además de que un bebé que es porteado puede adaptarse más progresivamente a su vida en el exterior y transitar mucho mejor la exterogestación.

La postura ideal del bebé en un portabebé tiene que ser aquella que respete la postura fisológica del bebé, es decir, la postura natural del bebé.

Utilizando portabebés ergonómicos nos aseguramos de respetar no sólo la postura natural del bebé sino también cada momento del desarrollo de nuestro bebé, y la comodidad postural del porteador. Es el portabebé el que se adapta al cuerpo del bebé y a sus necesidades a nivel fisiológico.

Pero cuando hablamos de portear a un bebé siempre nos vamos a referir a porteo ergonómico, y

¿en qué se diferencia del no ergonómico?

Principalmente porque los portabebés que no son ergonómicos no van a respetar la postura que el bebé necesita. Son portabebés muy rígidos que no permiten adaptarse al cuerpo del bebé.