Madresfera Magazine 01 - Noviembre 2015 - Page 46

[ CULTURETA ] Maternidad líquida POR ADRIÁN CORDELLAT El sociólogo polaco Zygmunt Bauman, Premio Príncipe de Asturias de Comunicación y Humanidades (2010), acuñó el concepto modernidad líquida para definir el estado volátil y fluido de la sociedad moderna, caracterizada por la ausencia de valores sólidos, la vertiginosa rapidez de los cambios y la incertidumbre que acompaña a la sociedad, desprovista de los vínculos humanos precedentes y entregada a un mundo individualista en el que los lazos relacionales se han vuelto cada vez más frágiles y provisionales. S egún Bauman, el ser humano vive con miedo a establecer relaciones duraderas y los lazos solidarios brillan por su fragilidad, dependiendo muchas veces de los beneficios que generan, y habiendo siendo impregnados por la esfera comercial, en la que todo se mide en términos de coste y beneficio. En ese contexto, la familia nuclear se ha transformado también en una “relación pura” en la que cada socio puede abandonar a los otros a la primera dificultad. El amor también se vuelve líquido, informe. “La vida 46 • mama • NOVIEMBRE 2015 líquida es una sucesión de nuevos comienzos con breves e indoloros finales”, afirma Bauman. En este contexto de sociedad, la maternidad también pierde solidez y se empieza a derretir. Gota a gota. La incertidumbre, el miedo, los cambios, la individualidad, la falta de vínculos y la ausencia de solidaridad también afectan a las madres, que viven la experiencia, muchas veces, con una sensación de soledad y de falta de referentes impensable hace algunas décadas. ¿Podemos hablar, por tanto, de maternidades líquidas?