Madresfera Magazine 15 - Marzo 2018 - Page 97

[ CUENTOS ] LOS TRES CUENTOS DE... Walewska de Mamis y Bebés Si hay algo que marcó mi infancia fue la lectura. Yo fui aquella niña que siempre estaba con la nariz enterrada dentro de algún libro, la que suplicaba a su madre que le dejara leer un poco más, la que leía a escondidas con una linterna. Tuve la inmensa suerte de que mi madre nunca racaneó en libros y siempre que acababa uno tenía listo el siguiente. Puede que no me comprara un vaquero de marca, pero los libros nunca se cuestionaron. Así que una La ovejita que vino a cenar de Steve Smallman Muero absolutamente de ter- nura con ese protagonista, un lobo a cuya puerta llama una ovejita. Al principio no puede evitar verla como la cena, pero estoy irá cambiando conforme vaya teniendo trato con ella. Un cuento en el que los malos no son tan malos y es posible cambiar lo que parece que está preestablecido. Me encantan las ilustraciones y también todo el sentido del humor que impregna el libro. de las cosas que más ilusión me hacía cuando tuve a mis hijas fue poder compartir con ellas lo que más me gusta del mundo. Leer cuentos por la noche es maravilloso para los niños porque les inculca el placer de la lectura y es un privilegio para los padres que podemos ser niños de nuevo a través de sus ojos. Estos son algu- nos de los cuentos que más me gustan. Un libro La pirata Daniela de Hervé Tullet de Susanna Isern y Gómez Tuve ocasión de conocer a Tullet en una feria del libro en Madrid y me comporté como una auténtica groupie ante su completa estu- pefacción. Y es que este libro lo hemos gastado de tantas veces que lo leímos ¿o debería decir que jugamos con él? Es un libro con poquito texto en el que en cada pá- gina se le pide al niño que haga una acción que tiene su consecuencia en la página posterior. Por ejemplo, aplaudimos y con esto cambiamos los puntos de color, sacudimos el libro y los puntos se mezclan… Daniela lo tiene todo para ser pi- rata: es rápida, valiente, fuerte, y, sobre todo, lo desea sobre todas las cosas. Lo único que parece que le impide serlo según el capitán Orejacortada es que es una niña. Afortunadamente no todos opinan igual. Es un libro con muchísimo recorrido porque les fascina desde que son súper pequeños y aguanta bien el paso de los años. ¡Pero es que es muy divertido! Es un libro que regalé a mi so- brino porque educar en la igual- dad no es cuestión de chicas. Debería indignarnos a todos que la pobre Daniela no pueda ser pirata simplemente por su gé- nero. Es un cuento con un texto maravilloso, unas ilustraciones preciosas y que independien- temente de su mensaje resulta realmente divertido para niños y niñas. MARZO 2018 • mama • 97