Madresfera Magazine 04- Mayo 2016 - Page 19

[ EL POST DEL MES ] “La aventura de mi embarazo” nace con tu primer hijo. ¿Cómo dirías que ha evolucionado el blog? ¿Has cambiado tú con él? “Gracias al blog me siento parte de algo muy grande, me siento apreciada y eso me hace muy feliz.” El blog ha evolucionado muchísimo, empezando porque por entonces yo no tenía ni idea de esto de los blogs ni hasta donde llegaría. Si me lo dicen ¡no me lo hubiera creído! Comenzó como un mero lugar donde escribir sobre mi embarazo, sin más expectativas, y ha pasado a ser una parte más de mi vida a la que le dedico tiempo, esfuerzo, trabajo y mucha ilusión. He aprendido muchísimo y yo he cambiado en el aspecto en que me siento capaz de hacer cosas para las que no me creía preparada, pero además me siento valorada en lo que hago. Y esto último no tiene precio, es muy gratificante. ¿Qué cosas buenas te ha deparado el blog en estos años? El blog solo me ha deparado cosas buenas, y creo que solo por eso ha merecido la pena. He aprendido muchísimo, me paga algunas facturas a final de mes y me ahorra algunas compras para mi bebé o para mis niños. Además, me ha dado la posibilidad de escribir, lo que para mí es un privilegio, y de salir en los medios alguna que otra vez, todo un orgullo. Me ha hecho sentir que hago bien algo que me gusta mucho y que además haya quien lo reconozca. Pero además me ha dado calor y cariño a manos llenas. Recuerdo que fui al primer encuentro madresférico con inseguridad y miedo de sentirme como un pulpo en un garaje. Hoy en día la mayoría de las personas con las que hablo a diario, con quien me río, con quien desahogo mis penas, son de este mundo. En este mundo me he encontrado con ayuda de la de verdad, más que de personas físicas que en teoría están más cerca de mí. Gracias al blog me siento parte de algo muy grande, me siento apreciada y eso me hace muy feliz. ¿Qué cambiarías de la blogosfera maternal? Cambiaría el que en ocasiones sea como un patio de colegio, que se utilice este medio para criticar a otras personas, sus opiniones, su manera de criar, lo que sea. No me gusta que sea un lugar donde todo vale porque es mi blog y digo lo que quiero. Cambiaría el que la crianza sea un motivo de disputa y hasta de ofensa, pero supongo que es inevitable porque esta blogosfera es muy emocional, ponemos demasiados sentimientos sobre la mesa. Al menos yo intento huir de lo que me da mal rollo porque estoy aquí para disfrutar, no para pasarlo mal, que para eso ya está la vida real. ¿Cómo afrontas el futuro de tu blog? ¿Tienes alg