IDE Online Magazine Mayo 2018 - Page 8

Reutilizar los tapones de corcho para generar electricidad

El centro tecnológico Eurecat-CTM (miembro de Tecnio) participa en un estudio que ha conseguido valorizar subproductos generados por la industria del corcho, mediante su aprovechamiento para el tratamiento de aguas residuales del sector vitivinícola y su uso también como combustible para generar electricidad, dentro de la economía circular.

El proyecto, llamado LIFE ECORKWASTE, se encuadra en el objetivo de “buscar que el packaging sea lo más sostenible posible, de modo que se pueda valorizar materialmente y, cuando ello no sea posible, ir a la valorización energética”, señala Frederic Clarens, jefe de Ecología Industrial de Eurecat-CTM e investigador vinculado al proyecto Ecorwaste.

En este caso, se ha hecho una valorización material de los tapones de corcho como absorbente para depuración de aguas y también se ha llevado a cabo una valorización energética para el autoconsumo de las empresas que tienen este material.

El proyecto también ha hecho una cuantificación de la bondad ambiental de ambas vías de valorización, mediante el análisis del ciclo de vida, dado que “siempre es crítico evaluar el retorno medio ambiental de las soluciones que se planteen”, explica Clarens.

La investigación tiene como objetivo, en primer lugar, demostrar la eficiencia de un humedal de tratamiento de aguas residuales de la industria del cava relleno con gránulos de corcho. El corcho se utiliza como material absorbente de contaminantes orgánicos, que son difícilmente eliminables con los sistemas de tratamiento convencionales, y permite mejorar la calidad de los efluentes residuales de las bodegas.