Cutaway Guitar Magazine BAJOS Y BAJISTAS 48 - Page 19

Las tres bandas hacen a la perfección su labor y el hecho de poder añadir profundidad o brillo con sus respectivos interruptores así como seleccionar la frecuencia de medios hará que no eches de meno otras opciones de ecualización, te lo garantizamos. En resumen, un mini cabezal que sólo es pequeño en tamaño y peso ya que tiene un gran sonido, potencia suficiente para la gran mayoría de situaciones y una calidad más que sorprendente para el precio que tiene. Sinceramente creemos que ahora mismo no hay nada que le haga sombra a este pequeño gran ampli en ese rango de precios. Pantalla GR208 Cuando nos preguntaron desde GR qué material queríamos analizar en esta ocasión, optamos por el cabezal miniONE y esta pantalla para ver hasta dónde podía llegar un equipo de bajo tan tremendamente ligero y portátil. Con un peso de tan sólo 10kg y un asa grande y robusta situada en la parte superior y encastrada en el recinto para dejar una superficie plana sobre la que dejar nuestro cabezal), no podría ser más fácil mover esta pantalla. Como su nombre indica, el recinto aloja dos altavoces de 8” y un tweeter de 1” con control de nivel regulable. La salida réflex nos la encontramos en la parte posterior. El acabado en moqueta así como unas robustas patas de goma completan un producto que está pensado para vivir en los escenarios, sin duda. Del mismo modo que el cabezal GR miniONE lo probamos con diferentes pantallas, también hemos probado la GR208 con distintos cabezales. En primer lugar, con el miniONE el resultado es impecable y sin duda se trata de una pantalla ideal y que respeta la filosofía de sonido neutro y sin coloración de esta marca italiana. La quinta cuerda del Maruszczyk se escucha plena y sin pérdida de volumen, si bien es cierto que las reducidas dimensiones de la caja quizás se nos antojan ligeramente discretas en las frecuencias más graves. Afortunadamente, ahí es donde el control Deep del cabezal (o un pequeño realce de graves en el propio bajo) viene realmente bien, ya que al hacerlo obtenemos un sonido más lleno y redondo que nos encanta. Amplificar un contrabajo nunca es tarea fácil, pero este mini equipo formado por el cabezal miniONE y la pantalla GR208 resulta ser tremendamente eficaz y en este caso la respuesta natural de la pantalla juega a nuestro favor, evitando no sólo acoples sino la temida “bola” de sonido que muchas veces obtenemos al amplificar el contra. Con la pastilla Full Circle tan sólo hemos necesitado reducir ligeramente los agudos (bien en la EQ del ampli, bien atenuando un poco el tweeter) y al momento teníamos un sonido de primera que además se mantenía claro y definido al ir subiendo el volumen del amplificador. Con la pastilla Realist, más oscura por naturaleza, conseguimos el mejor sonido haciendo casi lo contrario, es decir, recortando ligeramente los graves y manteniendo planos los agudos. Nos parece admirable que un equipo que a priori no se presenta como equipo para contrabajo funcione tan bien con este instrumento. Y por supuesto, para todos los que nos movemos varias veces a la semana con un contrabajo, se agradece doblemente el tamaño y peso del cabezal (que cabe en la funda del instrumento sin problema) y de la pantalla.