Cutaway Guitar Magazine BAJOS Y BAJISTAS 47 - Page 15

El diapasón es de palorrosa y en él se encastran trastes Dunlop 6105. Va unido al cuerpo por cuatro tornillos y entre ellos se encuentra un neckplate cuadrado. Cuerpo, electrónica El cuerpo está tallado en aliso y de nuevo responde a la estética de un Jazz Bass, doble cutaway de perfil asimétrico. Los colores corresponden igualmente a los que se utilizaban en esa época por la empresa modelo y está acabado en laca nitrocelulosa, en este modelo en concreto es de color Black. igual manera la “tocabilidad” y el sonido no dejan de ser sorprendentes, el bajo suena muy bien, desde líneas de walkin’ a ataques con púa. En contextos musicales como el jazz, el soul, el blues y el rock da la talla con solvencia, es decir, sonoridades clásicas como son las del diseño original en el que está inspirado. Como siempre, look y tono en los trabajos de Nash. Will Martin Una vez más se pueden contemplar los efectos del relicado, en este instrumento al mayor de los tres niveles que proporciona Nash y que le confieren al instrumento un aire vintage muy atractivo. Los desgastes están realizados con precisión sobre las zonas que estarían teóricamente más afectadas por el uso del instrumento. El puente es de cuatro selletas compensadas y el pickguard de color tortoise. Sonido, conclusiones El bajo monta dos pastillas DiMarzio Model J diseñadas para Jazz Bass en el mástil permiten sonoridades claras, redondas y definidas aunque con mayor potencia y cancelación de “hum”, con un tono vintage que es lo que busca Bill Nash en este instrumento. La pastilla del puente a su vez tiene mucha salida, da tonos smooth pero con pegada y se pueden conectar a modo de humbucking y conseguir así una señal con menos picos y algo más mediosa, gruesa. En este caso la electrónica puesta al día para un instrumento de época. Es posiblemente este bajo un instrumento donde la estética tiene un enorme peso a la hora de pensar en adquirirlo, pero de BAJOS 14