BICENTENARIO de la INDEPENDENCIA ARGENTINA - Page 32

El 9 de julio de 1816 es el resultado de un proceso que comenzó en Buenos Aires con la Semana de Mayo de 1810. Es una semana que abreva en una España que, en crisis, abandona a sus colonias; un Virreinato que desde su capital se defiende sólo frente al avance inglés, una gran potencia que atravesando la Revolución Industrial sale a buscar mercados para controlar luego de haber perdido las colonias de América del Norte.

Las invasiones inglesas de 1806 y 1807 le habían dado valor a los criollos de Buenos Aires, surgía un nuevo grupo de héroes , ilustrados, comprometidos, nombres como Manuel Belgrano y Juan José Castelli entre otros resuenan por sus calles, eran jóvenes prometedores que combatieron contra quienes poco antes consideraban sus aliados.

Sobre ellos escribió Sir Walter Scott: "Nuestros principales mercaderes industriales habían imaginado negocios ilimitados en el Río de la Plata. Resultó que las inmensas llanuras que rodean a Buenos Aires estaban pobladas por una suerte de cristianos salvajes llamados gauchos, cuyo principal moblaje consiste en cráneos de caballo, cuyo único alimento es carne cruda y agua, cuyo empleo es atrapar ganado salvaje. y cuya diversión máxima es cabalgar en caballos salvajes hasta reventarlos. Bien: los soldados ingleses descubrieron que estos hombres preferían su independencia nacional a los algodones y muselinas."