Basket Marcha 2013 25 septiembre, 2013 - Page 33

Y simplemente al final de este despropósito de Eurobasket le ponemos en minúsculas: “vaya pena” o “este seleccionador no era el adecuado” o “los jugadores no estaban motivados”, no hay mal que por bien no venga. Como no podría ser de otra manera, hay que dar una valoración de los “míster” del campeonato que ha tenido grandes nombres propios, tanto éxito como fracaso. Y es que la media de edad de los seleccionadores está cerca-superior a la cincuentena (me queda 20 para llegar al puesto…jajjajaja..mentira piadosa…jajaja) y las “famosas” ausencias han dejado a más de una leyenda de los banquillos con una bajada de cache importante. Pero empecemos con el “Quinteto” de los Administradores de sinergias, (frase escuchada en un clinic, al preguntarle un homologo a otro, como conseguía dominar un vestuario de Alter Ego) que han dado buena muestra de saber aportar a su equipo soluciones para sus deficiencias, que han cumplido con sus objetivo-potenciales, que han dado muestra de con trabajo-ilusión se llega y sobre todo que han aportado táctica-intelecto: HENRIK DETTMAN (Finlandia -55 años) MIKE FRATELLO (Ucrania-66 años) JASMIN REPESA (Croacia-52 años) VINCENT COLLET (Francia-50 años) JONAS KAZLAUKAS (Lituania-59 años) En el lado opuesto, más que hablar de sinergias, tal vez habría que hablar de no sacar el resultado que se presuponía o que con la plantilla que tenían no estuvieron a la altura de la competición: DUSAN IVKOVIC (Serbia-70 años) B. MALJKOVIC (Eslovenia-61 años) SIMONE PIANIGIANI (Italia-44 años) ANDREA TRINCHIERI (Grecias-45 años) BOGDAN TANJEVIC (Turquia-66 años) No es que me haya olvidado de la selección nacional pero con todos los “palos” que le han caído en las redes sociales, no es cuestión de darle más “cariño”, aunque reconozco que alguna idea de lo que pienso del seleccionador se me ha “escapado” por los mundos internautas. Si creo sinceramente que el malo de la película no es el actor sino el director y el guionista, que son los que ponen al Sr. Orenga en la palestra. Como contaba un periodista en su Twitter personal, le parecía curioso que el presidente de la española no escribiese (en Twitter) desde la derr