Balance Social Digital Revista Balance Social Digital Volumen 4 No. 2 - Page 26

quería un nombre que primero: enganchara y que dijera algo más que contadores S.A.S En ese momento me di cuenta de que no había nada contable creado para el em- prendimiento. Yo trabajaba para una fir- ma de contadores muy tradicional con una marca super fría y me sentía incómodo, quería algo más relajado, mucho más li- ght, algo que rompiera con la idea del típico contador, entonces decidí crear algo totalmente diferente. Dure pensando el nombre de la em- presa mucho tiempo, porque para mí el nombre de la empresa es muy importante, quería un nombre que enganchara y que dijera algo más que contadores S.A.S. Por eso nos tomamos bastante tiempo para pensar el nombre y el concepto, siempre quisimos mostrar las cosas muy light, muy sencillas, porque en realidad la contaduría es muy lógica, los impuestos son muy lógicos, en realidad todo depende de la forma como tú ves las cosas, porque si es sencillo para mí, puede ser sencillo para ti. Había otra cosa muy clara desde el principio, si queríamos una firma o un negocio, teníamos que darle respuesta a las dudas del emprendedor porque usualmente él no quiere saber nada de contaduría, entonces si el tema contable ya es un dolor de cabeza para la persona, yo no tengo que hacérselo más difícil, al contrario, hay que hacérselo más sencillo y con plastilina si es necesario, desde ahí nació Financial Lab con la idea de cambiar el estereotipo del “contador pegado al texto” a quien nadie entiende. ¿Hoy en día como está tu empresa? Somos 11 personas, llevamos dos años y nos ha ido super bien, cada clien- te maneja un volumen de trabajo importante. Los últimos meses hemos cerrado cada semana un contrato, te- niendo en cuenta que no tenemos nin- todo ha sido guna clase de publicidad, todo ha sido muy orgánico a punta de recomendacio- muy orgánico nes. Cuando cogemos un cliente, lo or- a punta de ganizamos ya que todos llegan con sus recomendaciones chicharrones, nosotros nos metemos de fondo con el cliente. que era yo, conocí un montón de gente que hacía cosas muy locas, creando pro- yectos independientes, pero había algo en común: todos me preguntaban sobre como hacían con sus impuestos, con su contabi- lidad y yo comencé a resolverles dudas.