Agenda Cultural UdeA - Año 2012 MAYO - Page 16

ISBN 0124-0854 Nº 187 Mayo de 2012 del hecho escénico, también desde otras disciplinas, tal como lo hizo Carl Niessen quien propuso una base etnológica para los estudios del teatro; dice Fisher que este investigador expande el estudio del teatro a otro tipo de manifestaciones escénicas, a manifestaciones menores del teatro como el circo, las marionetas, el teatro popular, las máscaras, las fiestas, las danzas, los torneos, los rituales, las ceremonias, etc. De acuerdo con este pensamiento, la ciencia teatral debería evolucionar hacia una disciplina que abordara lo performativo en todas las culturas o bien la investigación de la cultura considerada como performance. Fisher-Lichte plantea que el desarrollo de estas teorías se afina hacia los años setenta. La ciencia teatral surgió y encontró su Ofelia legitimización en Alemania en el primer tercio de nuestro siglo como ciencia de la Agrega que estos postulados transformaron no solo el concepto teatral sino también el concepto de cultura, ya que, hasta entonces, las ciencias humanas habían definido la cultura como texto y monumento. Fischer reivindica el surgimiento de la ciencia teatral como una investigación de las artes performativas y por ende de una cultura de lo performativo y se instala en la búsqueda de formas de análisis puesta en escena, como ciencia de lo performativo. No obstante, a pesar de las reflexiones teóricas y proclamaciones de sus fundadores, no fue ejercida como tal hasta los años setenta (2006: 1). Frente a este mismo tema, Alfonso de Toro (1997) plantea que la ciencia del teatro se tardó mucho, y le significó un gran esfuerzo