Agenda Cultural UdeA - Año 2011 NOVIEMBRE - Page 31

ISBN 0124-0854 Nº 182 noviembre de 2011 “Una trampa del destino”: Alejo Durán canta y cuenta su vida a David Sánchez Juliao Recuento de Marina Quintero Quintero los Escribo para que la muerte no tenga la última palabra. David Sánchez Juliao Como en Danza de redención (1998), novela donde el escritor actúa como mero intermediario en tanto que, dice, sólo le recuerdos, las nostalgias, los sentimientos y, muy especialmente, las canciones que el juglar eternizó en casi cincuenta años de creativa trashumancia. En 1986, tres años antes de que se correspondió “desgrabar” las cintas en las que permanecían registradas las leyendas de San Fernando de Cumbé, lugar donde se acrisolaron los aportes de blancos, indios y negros hasta crear el cumbé (la cumbia), fabulosa expresión musical que arroja al mundo la esencia de sus habitantes, en Alejandro Durán canta y cuenta su vida a David Sánchez Juliao, “Davo” también hace de intermediario, sólo que aquí oficia de oreja suprema y a la manera de fiel embudo de trasiegos infinitos, recoge las voces de los tiempos que pasan con sabiduría y elocuencia por produjera el deceso de Alejo Durán, el maestro del acordeón, los micrófonos de la empresa disquera Sonolux captaron la conversación fluida y reveladora entre dos narradores colombianos: David Sánchez Juliao y Alejandro Durán Díaz. Relata Sánchez Juliao que frente a frente, en las oficinas de dirección de Sonolux, atizados por un mismo deseo, el juglar y el escritor acordaron una conversación a la que asistirían como convidados de honor